jueves, 2 de agosto de 2012

Luego que tu pan comí, no me acordé de ti

Refrán que critica a los aprovechados, a las personas que solo buscan a otros mientras puedan sacar algo de ellos, y no por ningún motivo limpio. Es particularmente descriptivo de las personas desagradecidas, que no son capaces de devolver, no ya los favores, sino incluso de tener una sana relación no manchada por el interés.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...