domingo, 5 de agosto de 2012

De ensalada, dos bocados y dejada


Refrán propio de comedores contundentes, poco aficionados a la verdura, en especial a las ensaladas, evidentemente, aunque no se trata exactamente de ensaladas como la de la foto, bien apetitosa. Es un buen refrán para carnívoros pero malo si atendemos a los consejos para una dieta saludable, que va más por una dieta mediterránea, que supone una gran variedad de alimentos con importancia de verduras, frutas, aceite de oliva...

Más allá del consejo gastronómico, encontramos las variantes De la ensalada y de la casada, dos bocados y dejarla y La casada y la ensalada, dos bocados y dejalla, que llevan el refrán al terreno de la lujuria y la infidelidad, recomendando no mantener relaciones largas con mujeres casadas por el riesgo que esto supone, sino simplemente mantener relaciones esporádicas (dos bocados) y luego dejar de frecuentarla.

Imagen: Ensalada junio, de martius. Original aquí.

1 comentario:

María A. Marín dijo...

Yo soy de ensaladas.
Nada mejor para dejar el cuenco vacío, que comer con alguien al que no les gusten jeje.

Saludos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...