sábado, 12 de marzo de 2011

En casa del herrero, cuchillo de palo

Refrán que usamos cuando en el lugar en el que más se espera encontrar algo, no está o está de tal forma que no lo previmos, también para las personas que pudiendo realizar alguna tarea, la delegan o no la hacen; en general siempre que se tienen los medios pero no se adoptan las soludiones oportunas. Según los Refranes de la lengua castellana, "reprende a los que, teniendo más facilidad que otros de hacer o tener alguna cosa, carecen de ella. El Instituto Cervantes indica que también puede usarse cuando los hijos no siguen la profesión de sus padres, pero esto se puede ampliar a cuando las inclinaciones de los hijos no siguen las de sus padres.

Muchísimas son las variantes y refranes derivados que encontramos:
  • En casa de herrero, cuchillo de palo.
  • En casa del herrero, asador de madero.
  • En casa del herrero, azadón de palo.
  • En casa del herrero, cuchara de palo.
  • En casa del herrero, cuchillo de madero.
  • En casa del herrero, cuchillo mangorrero. (Santillana)
  • En casa del herrero, peor apero. (Refranes de la lengua castellana)
  • En casa del albañil, goteras mil.
  • En casa del carpintero, zuecos de hierro.
La forma "cuchara de palo" es una ultracorrección, por no considerar el hablante que sea lógico que un cuchillo pueda ser de madera.

El cuadro que ilustra esta entrada es de Peder Severin Krøyer. (Utdanningsdirektoratet.) Está en dominio público, vía Wikimedia Commons.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...