martes, 25 de septiembre de 2012

El dinero no tiene nombre

Dinero, dinero, dinero.
El dinero no tiene nombre es una frase que se usa para justificar el no devolver alguna cantidad que uno se encuentre o para sugerir que no se recuperará una suma que se ha perdido ya que, aunque apareciera en el bolsillo de alguien, no se podría demostrar que es el mismo billete o la misma moneda que se había perdido o sustraído. La sencillez de esta máxima raya con la obviedad, pero tal vez por eso es muy comprensible y efectiva.

Ejemplo:
Me robaron de mi mesa un billete de 20 euros y Jose, que no tenía un duro en el almuerzo, lo tenía a la hora de la comida. Pero, como el dinero no tiene nombre y él no lo reconoció, me tuve que aguantar.

Relacionado: Lo que hay en España es de los españoles.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...